Inseminación artificial homóloga (IAH) o conyugal (IAC) e inseminación artificial de donante (IAD)

La inseminación artificial es una técnica de reproducción asistida relativamente sencilla y con escasos efectos secundarios que consiste en la introducción del semen (previamente capacitado o mejorado en el laboratorio) dentro de la cavidad uterina, coincidiendo con la ovulación de la mujer.

Dependiendo del origen de la muestra de semen la inseminación puede ser:

  • Inseminación artificial homóloga (IAH) o conyugal (IAC): cuando la muestra procede de la pareja de la paciente. La posibilidad de embarazo de la IAC es entre el 15 – 20 %.
  • Inseminación artificial heteróloga o de donante (IAD): cuando los espermatozoides provienen de un donante de semen. La tasa de éxito de la IAD gira en torno a un 20-25 %.

¿En qué tipo de pacientes está indicada la inseminación artificial?

La inseminación artificial conyugal (IAC)

La inseminación artificial conyugal (IAC) está indicada en las siguientes situaciones:

  • Casos de esterilidad femenina por factor cervical (alteraciones anatómicas o funcionales del cuello uterino).
  • Endometriosis leve a moderada.
  • Alteraciones del ciclo ovulatorio:Síndrome de ovario poliquístico, anovulación o problemas de la fase folicular.
  • Imposibilidad de depositar el semen en la vagina: eyaculación retrógrada, vaginismo, eyaculación precoz, impotencia sexual.
  • Factor masculino leve: alteración de los parámetros seminales. Esterilidad de origen desconocido.

La inseminación artificial de donante (IAD)

La inseminación artificial de donante (IAD) está indicada en las siguientes situaciones:

  • Cuando no es posible usar el semen de la pareja por factor masculino severo o por determinados problemas genéticos.
  • Cuando no hay pareja masculina (mujeres que afrontan la maternidad en solitario o pareja de mujeres).

Requisitos para poder hacer la técnica de inseminación artificial (IAC) o (IAD)

El semen debe reunir un recuento de espermatozoides móviles-progresivos (REM) que sea igual o superior a los 5 millones por ml.

Las trompas de Falopio, o por lo menos una de ellas, deben ser permeables.

Es recomendable que la edad de la mujer no sobrepase los 38 años. A esa edad, la calidad del óvulo va disminuyendo de forma considerable. Y es que sobre un 70 % de los óvulos, a esa edad, ya tienen anomalías cromosómicas. Así pues, las posibilidades de embarazo son mucho menores.

¿Cuáles son las ventajas de la inseminación artificial (IAC) o (IAD) con respecto a la fecundación in vitro?

La principal ventaja es que es una técnica sencilla, que no requiere intervención quirúrgica ni anestesia, puesto que el procedimiento no duele. Supone un coste más bajo que la fecundación in vitro.

El tratamiento que recibe la mujer para la estimulación ovárica es más suave que el administrado para la fecundación in vitro y eso también supone una reducción del precio.

Se trata de una técnica de reproducción asistida que se acerca mucho más al proceso natural en comparación con la fecundación in vitro, pues aunque el semen es depositado artificialmente o con asistencia médica, la fecundación en sí es natural.

De tal manera que cuando se tiene como finalidad lograr un embarazo y tras 1 año de intentarlo de manera natural no se ha concretado este deseo, se puede considerar acudir a una clínica de reproducción asistida donde bien podrían recomendar la fecundación in vitro o la inseminación artificial, siendo esta última la menos invasiva.

Dr. A. Javier Vespa Hidalgo

Ginecólogo Especialista en Reproducción Humana Asistida

También te puede interesar...

citología cervical

¿Qué es una citología cervical?

¿Qué es el trabajo de parto? Todo sobre las contracciones de parto y sus etapas

Infertilidad secundaria

¿Qué es la infertilidad secundaria? Causas y factores

Primera consulta
Gratuita

Solicita tu consulta gratuita en nuestra clínica de Madrid y estudiaremos tu caso sin compromiso.

Prueba de la hormona antimülleriana GRATIS.

Abrir chat
💬 ¿Necesitas ayuda?
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?